16 de Septiembre de 2021 •

19:23

Buenos Aires, AR
19°
cielo claro
57% humidity
wind: 4m/s N
H 20 • L 17
18°
Fri
18°
Sat
17°
Sun
19°
Mon
16°
Tue
Weather from OpenWeatherMap
TW IG FB

TERRITORIOS: UN FUTURO FEDERAL

Tiempo de lectura: 3 minutos

Como cuenta Graciela Esperanza en su texto Countryside: el futuro pasado de Rem Koolhaas, el arquitecto holandés lo hizo de nuevo. Mientras todos mirábamos fascinados las ciudades y nos encandilábamos con las megalópolis del futuro, él desvió la mirada hacia lo No-urbano: otros territorios que también fueron profundamente transformados por la tecnología. Mutaciones  sobre un suelo mucho menos poblado y mucho menos relatado, pero no por eso menos pensado y racionalizado.

Pocos días después de presentada su muestra Country Side – The Future en el Guggenheim de Nueva York, el mundo le dio la razón. Un poco como sucedía cada vez que David Bowie cambiaba de piel y encaraba una nueva dirección musical (y estética y espiritual), en pocas semanas todas las discusiones urbanas quedaron patas para arriba. Frente a la pandemia y los confinamientos estrictos, los problemas que genera la densidad en las ciudades evidenciaron las virtudes del territorio agreste, las proyecciones de las vidas posibles en los suburbios, las ciudades chicas, en los pueblos y en el campo. De repente nos encontramos como en el medio de una de nuestras habituales corridas bancarias (una corrida urbana) en la que parecía que el último en abandonar la ciudad debía apagar la luz. Como siempre, la fuga no es para todos. Para los left-behind, un nuevo sistema de reglas reordenó la cohabitación urbana. 

La pandemia nos abrió los ojos, nos forzó a ampliar los horizontes y nos estimuló a ir más lejos, en todo sentido: tratar ya no sólo las ciudades sino indagar los territorios.

Decantada la espuma de los primeros acontecimientos, atravesados ya por la campaña de vacunación contra-reloj y una inmensa crisis socio-económica, lo que nos queda de ese llamado de atención, lo que vale la pena aprovechar, es la oportunidad de generar una mirada federal, más profunda, sobre las posibilidades del margen, bajando la intensidad del foco de Buenos Aires.

"Lo que nos queda de ese llamado de atención, lo que vale la pena aprovechar, es la oportunidad de generar una mirada federal, más profunda, sobre las posibilidades del margen, bajando la intensidad del foco de Buenos Aires."

Compartir:

Parte de nuestro objetivo incluye tratar de desenredar varios nudos: la Argentina es uno de los países más urbanizados del mundo, pero como se sabe: Dios atiende en Buenos Aires. El campo, sus paisajes y su producción, generó la inercia de sus primeros grandes pasos de desarrollo, pero hoy, como afirma Roy Hora, ocupa un papel con cierto tinte antagónico en las discusiones públicas, un lugar del que no puede salirse ya hace muchos años. 

Con este dossier inaugural probablemente sea más valioso e interesante revisitar momentos olvidados, explorar sensibilidades y deseos alternativos, nuevos y distintos.

Facundo Suarez Lastra rememora uno de los momentos más interesantes de la historia democrática reciente de la relación entre el territorio y la manera de gobernarlo: el Proyecto Patagonia promovido por el presidente Dr. Raul Alfonsín, que imaginó un futuro productivo  capitaneado desde el sur, el mar, y el frío. Guillermina Pastormerlo relata los proyectos argentinos en la Antártida y las utopías de Amancio Williams.

Federico Zapata y Marcelo Lorelli, desde distintos enfoques, exploran la tensión entre desarrollo productivo y desarrollo territorial: la diversidad geográfica del país y sus recursos son futuros posibles, prosperidad eventual y pax social.

En la poeta Daiana Henderson, el paisaje es subjetividad, deriva, y recuerdo. Usa al Paraná como un portal para ir y venir en los tiempos de su vida.

No es que estemos, en palabras de Juan L. Ortiz, “sucios de ciudad”. Solamente entendemos que en estas épocas tan complejas es necesario salir del agujero interior. La sección territorios surge de interpretar el mensaje de Koolhaas: ¨la ciudad no es suficiente¨. 

Bancate este proyecto¡Ayudanos con tu aporte!

SUSCRIBIRME