29 de Septiembre de 2022 •

14:13

Buenos Aires, AR
16°
cielo claro
39% humidity
wind: 6m/s E
H 18 • L 15
16°
Thu
17°
Fri
20°
Sat
23°
Sun
17°
Mon
Weather from OpenWeatherMap
TW IG FB

17 de enero 2022

Ariadna Dacil lanza

EL HOMBRE QUE CONOCE A BORIC

Tiempo de lectura: 5 minutos

“Acá está el futuro Presidente de Chile, Gabriel Boric”, dijo Jorge Sharp, alcalde de Valparaíso mientras abrazaba a quien cuatro días más tarde confirmaría esa previsión en las urnas. No fue un recibimiento formal por parte del intendente de la denominada ciudad puerto a un candidato presidencial sino que coaguló décadas de complicidades y distanciamientos. A Sharp y Boric los une una infancia compartida en Punta Arenas donde treparon cipreses juntos y fueron parte de la renovación de la Federación de Estudiantes Secundarios local, estudiaron la misma carrera a dos horas de distancia y fueron parte de los liderazgos universitarios que protagonizaron las protestas de 2011. Boric abrazó a Sharp cuando en 2016 fue elegido para gobernar la ciudad a la que Neruda le exclamó: “qué disparate eres”.

Las diferencias llegaron el 15 de noviembre de 2019 al momento en que Boric, entonces diputado nacional, dejó su firma en el “Acuerdo Por la Paz Social y la Nueva Constitución” junto a la de otros diez líderes de los partidos de casi todo el arco político. El documento definió los mecanismos para plebiscitar el cambio de la Constitución y cuya principal crítica fue el haber excluido la opción de hacerlo a través de una Asamblea Constituyente.

“Jorge me llamó el sábado antes de la elección. Yo estaba en Punta Arenas y tuvimos una buena conversa. No conversábamos largo hace mucho tiempo”, contó Boric en televisión. También dijo que habían “imaginado un futuro juntos” desde muy chicos y que eso es “algo que no se pierde con las diferencias políticas de un determinado momento histórico”. Días más tarde se dió aquel abrazo con Sharp quien dialogó con Panamá, luego de conocidos los resultados en las elecciones del 19 de diciembre pasado, donde destacó que “el proceso constituyente es clave” para el futuro del país y el nuevo gobierno; del proceso de descentralización; la oposición y la necesidad de una “alianza amplia” para transformar Chile.

¿Cuáles son sus expectativas respecto al próximo gobierno de Gabriel Boric?

Creo que es fundamental que podamos avanzar en la generación de condiciones para resolver materias históricas de nuestro país y en eso el proceso constituyente es clave. El presidente electo ha sido claro que respetará la autonomía de la Convención y eso es un paso clave para el éxito del proceso.Y es importante avanzar en temas como salud, educación, vivienda y alimentación de la población.

¿Cuál es el rol de los gobiernos subnacionales en ese proceso?

Creemos que los gobiernos locales podemos contribuir mucho en los objetivos del gobierno y nos pondremos a disposición. Chile puede avanzar en mayor descentralización, en ser un estado plurinacional y en construir fórmulas que permitan que las comunidades puedan controlar las riquezas de los territorios para de esta forma producir mayor bienestar para quienes lo habitan. Al final de lo que se trata es encaminar un proceso que permita superar el neoliberalismo y avanzar hacia una nueva sociedad.

¿Considera que Boric podrá tener una mirada más descentralizada del país?

Sí, lo ha dicho el propio presidente electo en campaña y después de la misma elección. Él es de Punta Arenas, por lo tanto, sabe cómo el centralismo pesa en una serie de decisiones estratégicas, políticas públicas y cosas cotidianas en la vida de las personas. Nosotros somos claros en plantear que además de recursos se debe redistribuir el poder y para eso el proceso constituyente es clave. Una bajada concreta a lo que estoy diciendo tiene que ver con dotar de mayores poderes a los municipios, que en Chile no son gobiernos locales sino simples administradoras del territorio. Ahí hay una agenda muy potente para territorios y comunidades.

"Boric es de Punta Arenas, por lo tanto, sabe cómo el centralismo pesa en una serie de decisiones estratégicas (...) además de recursos se debe redistribuir el poder y para eso el proceso constituyente es clave."

Compartir:

¿Cree que la oposición va a dejar gobernar a este nuevo proyecto que asumirá el próximo mes de marzo?

La oposición aún está en conformación, partidos tradicionales como la Democracia Cristiana (DC) tiene fuertes peleas internas a propósito de este mismo tema, creo que aún les pesa ser determinantes en impedir las transformaciones que el Presidente Allende y la Unidad Popular quisieron impulsar. Por lo tanto, frente a un gobierno progresista como el del Presidente Boric la DC debe decidir de qué lugar se coloca. En el caso de la derecha, a pesar de la falta de un proyecto histórico, es esperable una actitud para nada colaborativa u obstruccionista.

Entonces, ¿con qué sectores se podrían impulsar transformaciones?

Nosotros coincidimos que para impulsar las transformaciones que la ciudadanía demanda se requiere una alianza amplia, pero la clave más que afirmarse en los partidos políticos tradicionales, está desde nuestra perspectiva, en que la gran participación electoral se transforme en movimientos sociales, nuevas fuerzas políticas y expresiones territoriales que permitan canalizar toda esa fuerza acumulada. Pienso que la oligarquía chilena recurrirá a todo el poder acumulado para defender sus privilegios.

"Se requiere una alianza amplia, pero la clave más que afirmarse en los partidos políticos tradicionales, está desde nuestra perspectiva, en que la gran participación electoral se transforme en movimientos sociales. Pienso que la oligarquía chilena recurrirá a todo el poder acumulado para defender sus privilegios."

Compartir:

¿Cuáles son las alianzas regionales e internacionales que estima propiciará Boric?

Para Chile es clave la integración regional, debemos mirar a Latinoamérica. Es fundamental retomar relaciones diplomáticas con Bolivia, desarrollar una política de acercamiento con países como México y trabajar con fuerza con los gobiernos progresistas de la región para empujar una relación con otros Estados basado en la autodeterminación de los pueblos; en el trato justo y solidario y en la colaboración permanente. Para enfrentar los desafíos actuales como las crisis económicas, fenómenos migratorios, avances científicos, conflictos ambientales y sociales como la falta de agua, la hambruna o las consecuencias de la pandemia que perdurarán por años, entre otros, se requiere articulación, respeto y disposición al diálogo, algo que el Gobierno de Sebastián Piñera extirpó de su política internacional.

Usted conoce a Boric desde que eran chicos y vivían en Punta Arenas ¿cómo lo describiría como persona?

Yo creo que Gabriel es uno de los principales liderazgos de la política chilena y así lo demuestran las últimas elecciones, pero también lo viene siendo desde hace años cuando fue protagonista del movimiento estudiantil junto a otras figuras como Camila Vallejo o Karol Cariola por ejemplo. Me parece que el presidente electo sabrá tomar las mejores decisiones para el país, sin duda la experiencia de todos estos años le servirá mucho y creo que la clave es estar siempre del lado de la gente y asumir sin problemas los errores, creo que en eso Gabriel tiene las cosas claras.

"Gabriel es uno de los principales liderazgos de la política chilena y así lo demuestran las últimas elecciones, pero también lo viene siendo desde hace años cuando fue protagonista del movimiento estudiantil."

Compartir:

¿Tuvo oportunidad de hablar con él luego de la victoria?

No, aún no hemos tenido la posibilidad de conversar. Ya llegará el momento, nos gustaría hablar de Valparaíso sobre cómo revertir años de abandono del Estado de Chile que termina afectando a las comunidades y personas más pobres de la ciudad – Respondió a Panamá en la última semana de diciembre.

Bancate este proyecto¡Ayudanos con tu aporte!

SUSCRIBIRME